CARAVAN SERAI

caravanserai desde arriba

Marrakech es una ciudad increíble, llena de color, contrastes y ese bullicio que te atrapa. A este viaje de 4 días me acompañó mi hermana y guardó un gran recuerdo recorriendo las callejuelas del zoco, buscando coloristas alfombras, aceites de argán y regateando hasta el límite.

Nos Decidimos por el hotel Caravan serai por su majestuosa piscina y por su situación a las afueras del bullicio del centro en plena palmeraie y dispones de un microbús que te lleva y te trae y es comodísimo ya que es un trayecto de apenas 15 min. El significado de su nombre es el de el refugio en Oriente para los comerciantes en sus largos viajes donde descansaban y se aprovisionaban.

Arquitectura típica de la zona usando con materiales de adobe y cemento pulido en suelos, bañeras, chimeneas. Alfombras y cojines preciosos que contratan con los tonos neutros de suelos y paredes. Un hotel auténticamente bereber

Habitaciones preciosas y decoración autóctona increíble. Los cuartos cuentan con chimeneas que al ser febrero se encendían por las tardes e invitaban a un ambiente de calma y relax genial.

Todo fluye en torno a la piscina que por la noche se rodea de faroles con velas creando un ambiente íntimo perfecto para tomar una copa.

Recuerdo los desayunos exquisitos con panes rellenos y dulces de la zona.

Disfrutamos de una masaje en el spa y de una buena friega en el hamman.

caravanserai piscina

caravanserai piscina privada

caravanserai room

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>